jueves, 23 de abril de 2009

Seres únicos.

Soñador.

Era de esos soñadores hechos de una pasta especial e infrecuente. Dormía despierto porque desde pequeño, en cualquier parte del mundo, persona o situación, se las orquestaba para encontrar hueco donde abrir horizontes.
Su sueño siempre aspiraba a feliz realidad.


16 comentarios:

Paz dijo...

Me quedan ganas de disfrutar el día a día y ver en ello la multiplicidad de caminos.
Convicción.

Saludos,
Paz.

Lena dijo...

Yo también aspiro a una feliz realidad...y sueño sin dormir...

besos, Q.

Troba dijo...

Era extraño aquel hombre...

saludos!

Mar dijo...

Así eres tu Queiles... único!

Besos

Camille Stein dijo...

dormir

... y soñar despierto

encontrar, con lo ojos bien abiertos, las brechas que abren horizontes

un abrazo

GINEBRA dijo...

Otro que sueña despierto y aspira a que sea real, como yo!!! pués jodido lo tiene, pero no lo cambiaría por nada...
Buena canción... Besos, Queiles.

Cris dijo...

Y que no dejemos de soñar, ni dormidos ni despiertos, ni mirar al horizonte sabiendo que podemos volar y llegar hasta a él.

Preciosa imagen, me trasmite mucha calma y esperanza.

Saludos

Natalia Astuácas dijo...

Queiles amigo... espero estés muy bien...

Que rico que nuestros sueños siempre aspiraran a feliz realidad, así lo quiero, así lo deseo, así lo espero, así lo necesito...

Un abrazo. Cuidate mucho, besos.

manly dijo...

Los sueños nunca deben convertirse en realidad porque en ese caso dejamos de tenerlos y ¿cómo se puede vivir sin un sueño?

Nausicaa dijo...

:D Los dos encontramos soñadores, q casualidad!

Maria Coca dijo...

Cada cual sabe lo que necesita para ser feliz. Genial tu protagonista soñador. Me encanta.

La sonrisa de Hiperión dijo...

Los soñadores positivos suelen escasear. Muchos crean sus sueños para poder derrumbarlos. Pasar por esta vida, y no considerar la vida un paño de lágrimas, ya es una misión imposible. Tomárselo con buen humor y buenas formas... eso se llama arte.

Saludos!

XuanRata dijo...

Por eso era practicamente invulnerable. Ninguna amenaza, ninguna privación surtía efecto sobre él. Tenía un butrón en cada carcel.

Laurita dijo...

"En tu mente ya lo pone
todo tal como ha de ser..."

Afortunado aquél que vive en los sueños, que sueña despierto sin vivir dormido.

Un beso.

Anónimo dijo...

Me ha gustado porque se trata de ser un optimista puro.


Saludos. Todos etamos necesitados de ese particular optimismo.

Amapola.

María dijo...

Sueños vividos y soñados, todos los sueños deberían no morir nunca, y que permanezcan siempre las ilusiones.

Un beso.