viernes, 22 de agosto de 2008

Premios.

Justicia carnea
Justicia poética.
No le vendí el boleto.
Apenas sufrió contratiempo alguno en su vida, pero él si que había causado daño inmenso a quien cayó en sus redes.
Y allá estaba ante mi, queriendo comprar aquello que no necesitaba: Suerte.
La vida es extraña en ocasiones y su capricho hace que la infamia del individuo no se corresponda casi nunca con el fracaso. Y pasa que muchos tiranos gozan de una vida feliz y placentera.
Así que, cuando lo vi entrar con su aire de natural suficiencia, decidí no venderle el boleto de lotería y pude sentir días después la íntima satisfacción de que fuera premiado.

23 comentarios:

Ericarol dijo...

Me encanta todo aquel que da justicia por su propia mano. Me encantó el post. Que satisfacción. Un beso.

Sara dijo...

Jolín Queiles!!!que chulada...pero justicia???,que utopia es muchas veces, aunque creo tanto, tanto en esa justicia.
Precioso post, me encantó, ansio esa justicia...
Un besín

amigoplantas dijo...

Eso de la felicidad de los tiranos es un cuento chino; nadie que de verdad esté sintiendo felicidad = gratitud = paz = admiración = ...; puede dejar de exportarla a su entorno

Lo que ocurre es que llamamos felicidad a los subidones de adrenalina, y de eso los tiranos (de cualquier condición) tienen mucha experiencia

GINEBRA dijo...

Muy bonito post. Los miserables suelen ser también avaros, como si lo uno y lo otro fueran unidos. No se merecía la suerte.... besos

CORNELIVS dijo...

Dices que "la vida es extraña en ocasiones y su capricho hace que la infamia del individuo no se corresponda casi nunca con el fracaso."

Cierto.

Pero tambien es cierto que no me gustaria que cuando yo me muriera dijeran: "Fijate en ese; murió tan pobre, tan pobre, tan summente pobre, que al final de su vida lo unico que le quedó era dinero".

No, no me gustaria que dijeran eso de mi, amigo Queiles.

Un cordial saludo.

Queiles dijo...

Amigoplantas,
aparte de subidones de adrenalina, los tiranos son aclamados y sus son victimas postergadas en cualquier ámbito de la vida.
Y el tirano si que siente esa felicidad = paz = gratitud = admiración ... por si mismo.
Además suena bonito todo eso,pero la víctima sufre y el tirano se aprovecha de ese sufrimiento.

BETTINA PERRONI dijo...

Excelente... y que buena precisión... la justicia viene muchas veces de una manera que uno nunca se imagina.

Saludos,

La sonrisa de Hiperión dijo...

"La vida es extraña en ocasiones y su capricho hace que la infamia del individuo no se corresponda casi nunca con el fracaso. "
Los malos seguirán siendo malos, independientemente de todo. Y para colmo tendrán suerte en sus malas acciones.
Saludos!

Luna llena dijo...

Siempre pense que la suerte no se tiene, se busca...



Muas!


Sara.

Marysol dijo...

No puede evitar sonreir. Qué gusto poder hacer justicia...
Un abrazo

Catalina Zentner dijo...

Y, si, algunos nacen con el billete premiado de la lotería bajo el brazo.

Casi siempre llegan a lo más alto, dispuestos a pisotear a los de abajo.

Saludos,

manly dijo...

Pues sí, que la vida no hace justicia es un hecho. Si fuese así no necesitaríamos de juzgados ni de abogados ni fiscales...

Jan Puerta dijo...

Uno nunca sabe donde lo van a poner en su sitio.
Buena entrada y una excelente imagen para ilustrarla.
Un abrazo

Cris dijo...

Hola, estoy aquí para leerte y disfrutar de las preciosas fotos que se aparecen... Genial post y complicado tema el de la suerte, el destino, la justicia... Dicen que el tiempo pone todo en su lugar.. que cada uno tiene lo que se merece... ummm muchas dudas tengo yo al respecto..
Me gustó lo que vi hasta ahora. Te invito a pasear también por mi segundo blog: www.elsegundodecris.blogspot.com,
aunque con verte por el estante de mis miradas, mas que satisfecha, je je

volveré (ufff suena a amenaza...)
besos

abril dijo...

El 20 de abril pasado lo castigamos con los votos, recuerdas?? No les vendimos el billete.... Me parece la metáfora perfecta porque siempre que ganaban una elección parecía mas bien que se sacaban la lotería.-


Por cierto…. 20 de abril significa para mi muchos comienzos…

te quiero

Sara Gabriela dijo...

Siento que es saludable de vez en cuando la justicia por mano propia.
Un saluditooo ! =)

nurimoon dijo...

Que bueno que te dejaste llevar por ese impulso de decidir si venderle o no ese cachito de papel, que satisfaceria aun más su tirania. Y el premio a quien le haya tocado lo merecia más que aquel fulano.
(Espero que te lo hayas quedado tú)

saludos

Vane dijo...

Las mejores personas del mundo son las que más sufren, y los que muchas veces provocan ese sufrimiento la pasan de maravillas, porque la conciencia no les pesa, y no sé si existe eso de la justicia divina, a mi me gustaría que paguen en esta vida.

Un saludo y gracias por pasar.

Gizela dijo...

Que bonito!!
Refrendo el comentario de Cornelivs, para mí "final"
Suerte, Justicia, mujeres tan esquivas, y a veces traicioneras..¿o ciegas?
Un abrazo Gizz

Laurita dijo...

Jugamos a ser dioses cuando creemos impartir justicia. Es como si, por un momento, Dios, cual octogenario y bondadoso abuelo, nos dejara sentarnos en sus rodillas y jugar un rato con sus relucientes herramientas.

María dijo...

No creo que haya mejor lotería que la de alcanzar nuestra satisfacción personal cuando alcanzamos nuestros objetivos.

Un beso.

MaRiLu dijo...

¡Bravo! qué bonito que no pudo obtener el premio!
¡Viva la Justicia!
Buenísima justicia poética!

Sonita dijo...

la justicia es el mejor de los regalos!
un dulce saludo.