jueves, 29 de mayo de 2008

La distancia.

Yo te quiero libre, libre y con amor, libre de la sombra, pero no del sol. Cartografías.
Ella se sentía libre. Tenia la vida trazada en las coordenadas de la libertad .Su altitud y latitud vitales la encaminaban a ser ella misma . Aquella mañana como cada dia se desperezó , abrió los ojos ,reanimó su cuerpo y su razón , desayunó (poco , como siempre) y salió de casa hacia su destino fijo de cada día . Al cabo de tan larga jornada se vio sentada con un puñado de frases entre las manos y pensó: "Por ellas soy libre" y se alegró de pasar el día en su pequeño templo de palabras. Se sentía acompañada por ellas. Cada cierto tiempo paraba a contemplar en la pantalla de su computadora, un pequeño mapamundi en el que dos puntos verdes se posaban sobre dos ciudades del mundo distantes entre si dos centímetros y medio de mapa. De cada punto brotaban ondas concéntricas que se entrelazaban a medio camino. Las distancias del corazón nada tienen que ver con kilómetros, nudos o años luz.

23 comentarios:

abril dijo...

Sábes cuánto duelen a veces esos dos centímetros de mapa.
Mata tanto como da vida, querido amigo.

Gracias por esta entrada, leo en ella un guiño de complicidad con quien se levanta desayuna poco y va a su templo de palabras.
Leo en ella nuestra complicidad

Queiles dijo...

Con quien se levanta y, a pesar de esos inmensos centímetros, nunca va a estar sola.Querida cómplice.

Besos

Se feliz

Vivian dijo...

Queiles
Te dejo un beso y un abrazo con ternura. Ya comentaré, tal vez mañana. Quería que supieras que lo leí.
Cuidate.

Patricia dijo...

Un bello escrito como siempre
Queiles... Hay temas que no
manejará nunca el corazón, asumir
distancias, lejanías no, el sólo
sabe latir...sentir... preciosas
líneas.

Un abrazo.

Ginebra dijo...

vaya Queiles, reunión de tapersex??? sólo hay chicas que comenten aquí, jeejeje. ¡nos vuelves locas!!!!!.
Este post es precioso. Creo que todos (bueno, todas) nos identificamos con él. El corazón que va a saber de distancias y de circunstancias!!!!! él es libre y sólo se preocupa por amar. Si tu amante está lejos, pués ama igual, aunque sea frente a una computadora.
Besos y buenos días.

Sara dijo...

Que preciosidad de entrada..., siempre contando las cosas que a todos nos afectan con sencillez y elegancia, siempre consiguiendo esa reflexión de cada uno de nosotro@s.
A mi me pasa que estoy muy cerquita de gente que está a muchos KM de mi , y muy distanciada de gente que está en una onda concéntrica de esos 2centímetros y medio de los que hablas, jamás las distancias en KM supusieron para mi olvidos, pero en cambio las otras distancias son crueles.

un abrazo Queiles y gracias por tu cariño en mi blog.

Tormenta. dijo...

Aisssssssss la distancia.. la distancia no es el olvido no siempre.. y cómo se echa de menos a la gente, a tú tierra, a la familia, en fin que te voy a contar yo.. besos guapo! me encanta estar por aquí de nuevo!

María dijo...

Aquí estoy de nuevo, como asidua lectora de tu precioso blog, y es que tus textos requieren leerlos todos, por lo menos para mí, sin perderme ni uno sólo.

Lo mismo pienso yo, ni tan siquiera, las largas distancias, hacen separar los nudos que enlazan los corazones, incluso, quizá, unen mucho más, porque sientes más de cerca esos lazos que se entrelazan, y que, a través, de las ondas y vibraciones, sientes mucho más de cerca.

Un beso.

Camille Stein dijo...

la cartografía del corazón no distingue entre cortas y largas distancias

un abrazo

Queiles dijo...

Gracias Vivian por tu interes y ternura.

Ginebra jjajaja, sempre tuve mejores amigas que amigos y ni acá lo puedo evitar. Pero no quiero olvidar a xuanrata, camile, no me digas, j,toro salvaje,mediterraneo y alguno mas que de forma imperdonable estoy olvidando.

Sara, eso es lo que me encanta, qur reflexionemos tod@s, para mejorar nuestra vida.

Tormena!!!! Que alegria me das, voy corriendo a verte. Te echábamos de menos.

Muchísimas gracias Maria, tu fidelidad me da alas para escribir.

Camille,menos mal que estás por aquí,me honra la visita de un poeta, y me tranquiiza pues, aunque me encanta que vengan todas ellas, mi puerta no se cierra para nadie, tod@s cabeis acá.

Bess para todas y tambien para Camille.

KAT dijo...

Que bueno tener este medio para comunicarse!!
un abrazo

XuanRata dijo...

No sé si entre tanta mujer habrá sitio para un pobre bruto como yo, pero en fin, allá voy. Ni los más modernos sismógrafos son capaces de predecir los terremotos hasta que ya los tenemos encima. En cambio, días antes de que sucedan, como en el caso del último de China, los ratones suben a los postes, los sapos ocupan los puentes y el agua de algún lago hace mutis por el sumidero. No sé si esto tiene que ver con tu texto de hoy, pero algo como un instinto de batracio me dice que sí, que solo hay que orientar bien las antenas para abolir ciertos vacíos y percibir tantos epicentros.

Queiles dijo...

Gracias xuanrata, Ya reivindicaba yo antes tu sitio acá, y en lugar reservado. Lo maravilloso es descubrir que se pueden orientar esas antenas, que pueden llenarse vacios y predecirse grandes sacudidas. Ese instinto de batracio me dió una idea que pronto conocerás.

Kat, es buenísimo, al menos así lo vivo yo.

Besos para los dos ( Solo a condición de que este pobre republicano no sufra la impresión de ver convertido en principe al instintivo batracio jeje)

Vivian dijo...

Ay, Queiles…
Hay días en que el otoño viene de golpe y ayer tuve uno de esos. Justo al final de la noche, cuando todos se durmieron, quise remontar y entré a leer los blogs de los amigos. Entre locuras (creo que tengo muchos contactos psiquiátricos) llegué a este texto y… ¡Me quedé sin palabras! Fue una asociación de presente y pasado, como era de esperar (mujer al fin) vinculé mi tristeza con los Km. y no te comenté. Me ha gustado, hoy puedo decírtelo. No imaginas cuántas veces he calculado la distancia que une a dos puntos sobre un mapa. (Y no ha sido por amor a un hombre) Me voy, ya no sé lo que estoy explicando, pero tú tienes ojitos de unicornio y me entenderás.
Un beso.
Luego volveré. (Esto parece una carta)

solrak dijo...

Hola Queiles, hoy te estoy visitando a través de Sara que es quien me está iniciando en esto del blog, llevo tiempo plasmando mis sentimientos a modo de poemas o...¡lo intento!por eso tu blog me parece que está cargado de esa sensibilidad especial para plasmar la vida, asi es que si no te importa te enlazo en mi blog para poder comentarte habitualmente, y espero que esa distancia entre nosotros a partir de ahora sea proximidad.
un saludo

Loly mamá de Ainhoa dijo...

creo que no hay distancias para sentir con el corazón
Un abrazo muy fuerte y un beso.
Y como no. mi beso hasta el cielo
Loly, la mamá de Ainhoa.

Berenice dijo...

he descubierto este espacio hoy... me han encantado las fotos y tus pensamientos.
A mi las palabras tb me hacen sentir mas libre

Queiles dijo...

Vivian, me encantan tus comentarios a modo de entregas, siempre me dejas esperando el siguiente jajaja ¿Y quien dijo que fuera por amor a un hombre?

Solrak y Berenice, bienvenidos, desd ahora sereius siempre bienvenidos.

Gracias Loly yo tambien lo pienso y lo vivo así.
Un beso para vosotros y hasta el cielo.

Vivian dijo...

Jaja Queiles, nadie lo dijo; pero yo tenía ganas de vengarme de algún recuerdo viejo y zassss ¡Metí el bocadillo!
Un beso.
Después vuelvo (No sé pa' qué digo esto si siempre vuelvo)

Angela Teresa Grigera dijo...

Primera vez que te leo, este post me recuerda cuanta gente hoy esta tan lejos y a la vez tan unida.
Un saludo cordial

Anngiels

Te invito a visitar uno de mis blogs

www.enmemoriadetuamor.blogspot.com

Abriles dijo...

sabías vos querido complice (aun lo eres verdad?)Cuanto lloré cuando publicaste esta entrada

Abriles dijo...

sigo desayunando poco

Abriles dijo...

desayunar, despues tomar café