martes, 31 de marzo de 2009

Reino Vegetal.

Una brizna creciente.
Erase una vez que, en el mas duro asfalto, donde nada era posible, empezó a brotar una diminuta brizna de hierba y, de tan pequeña, casi no alcanzaba a tocar los rayos del sol. A duras penas lograba rozar con sus dedos tan solo un tenue reflejo de luz que aumentaba lentamente su vigor, elevando su estatura un poco más. Siempre con el miedo de que el hormigón la aplastara, llegó a desplegar cuatro diminutas hojas verdes. De tan débil y minúscula, la creían incapaz de cualquier menester y, por supuesto, de toda proeza.
Fue entonces cuando supieron de su poderosa fuerza extendida por sus enormes y ramificadas raíces que abrazaban toda la tierra cercana y amenazaban con resquebrajar la mole pétrea de orgulloso y cruel cemento.

21 comentarios:

Laurita dijo...

Esa hierba tropezó un día con la mirada asombrada de nuestro audaz Queiles, que la atrapó en su cámara y nos la brindó en esta preciosa fotografía acompañada de un brillante texto.

Gracias.

en las nubes dijo...

que bonita historia y que buena foto, me encanta cuando veo en la ciudad a la naturaleza luchando por ocupar su huequito...

Besos!!!

María dijo...

Me encantó cómo dejaste el blog, mucho más amplio, y bonita historia.

Un beso.

manly dijo...

¡¡Fíate de las apariencias!!

Antonio Ruiz Bonilla. dijo...

El planeta sobreviviéndonos, pronto será al revés.
Un saludo

Maria Coca dijo...

Nunca se debe menospreciar nada ni a nadie. Y en cuestiones de naturaleza mucho menos.

Bonito post. Me encantó.

GINEBRA dijo...

El poder de los "débiles" no se mide porque nadie parece reparar en ellos, pero existe y crece y se hace fuerte, burla incluso al acerado o al cemento cruel y orgulloso.
Besos

Jeanne dijo...

La lucha por la vida es también bestial en el reino vegetal....donde no parece haber esperanza...hay magia y realidad.

J

PAOLA dijo...

Sólo en un espacio como el tuyo, mi querido poeta, es posible un crecimiento tan exquisito en medio de la jungla que no sabe de debilidades, que irrumpe como aliento de dragones enfurecidos y atormenta a esas breves interrupciones del caos que luchan y logran su lugar en el mundo.
Un abrazo

Cris dijo...

Ohhhh genial... qué foto... últimamente me llegaron un par de fotos en este sentido, y yo encontré algún rincón en esta primavera donde la vida me sigue mostrando su tremenda capacidad para crearse y nacer donde aparentemente, no se puede. Vida que no se contiene, que no tiene límites ni conoce el no. Es genial, una gran esperanza sin duda.

besos

XuanRata dijo...

Entonces llegó el funcionario municipal con la orden de arrancar aquella excrecencia que amenazaba la integridad del firme de la calle, además de atentar contra las normas del decoro. Tiró de la ramita y, como los pañuelos anudados que extrae el mago del sombrero, una vegetación nunca vista rellenó esta selva que ahora vemos -dijo el mono a la nutrida concurrencia-.

mj dijo...

Pues que sigan abrazando todo lo que puedan, significa que a pesar de todo la vida está donde menos la imaginamos...qué belleza!!!
Un abrazo
mj

Carlos Becerra dijo...

De partículas microscópicas que rondan en las galaxias se formaran nuevas estrellas que llenaran de luz el cosmos.

Un unicelular se partió en dos, cada uno de ellos en dos mas, y así nacieron los primeros policelulares... y de allí hasta el hombre.

De la semilla que germinó dentro de una grieta en el duro cemento nació esta belleza que contrasta en hermosura y vida con el gris muerto que la rodea.

Queiles, de las cosas pequeñas, diminutas, microscópicas... se obtienen maravillas que ni los mejores cerebros del mundo pueden imaginar.

Muy agradable tu post.

Con afecto.
CarlosHugoBecerra



PD: Un placer recorrer tu cibercasa.

kat dijo...

Muy chula la foto, una naturaleza que se abre paso, por muy duro que sea el terreno siempre hay rendijas donde florecer...
Besos!

Lúcida dijo...

Nunca hay que rendirse, hasta el hormigón puede romperse.

virgi dijo...

El asfalto dijo: ¡Oh, ha llegado la vida, ábranle paso!
Todo se confabuló para que la semilla nos diera su mejor regalo.
Luego llegaste tú y nos la hiciste ver, gracias.

Groucho dijo...

LA VIDA BUSCA SU RESQUICIO, SIEMPRE.
un abrazo.

PAOLA dijo...

Desde el asfalto ha nacido otra brizna, con forma de premio para tí. Lo buscas? y me encuentras jaja
Besos

MARISEL dijo...

Es una muestra de vida, la tenemos siempre pero es frágil su cuidado...linda foto y post...pasa a mi mujer de luna hay un regalo para ti.
Besos

Ericarol dijo...

algo así como David cuando venció a Goliat? Me gustan este tipo de historias. Me encantó! besos!!!

Thomas dijo...

¡Que suerte! yo hubiese disfrutado tanto haciendo esa foto...