miércoles, 21 de mayo de 2008

Fluye.

No hay nada aquí solo unos días que se aprestan a pasar solo una tarde en que se puede respirar El tiempo apresurado
Hay semanas que vuelan, pasan casi sin notarlas. Ocurre que todo va encadenándose sin dejar ni un pequeño resquicio en que pararte a pensar como va todo. El caso es que al final pasa el tiempo; uno,dos, tres días y cuando te paras a mirar, tampoco es que tu vida haya transcurrido entre situaciones cruciales para la Historia; ni siquiera ocurrió nada de gran importancia para la historieta de tu vida, por que a veces tu vida parece de comic, es verdad. En fin, que el tiempo pasa sin dejar ningún regalo. Ayer da igual,ahora es hoy,dicen las muchachas, y las cartas de quien amaron una vez, quedan olvidadas en el suelo, pendientes de leer. Lo que el río se lleva, el río lo devuelve, y la vida sigue su curso. Todo fluye: El amor, la verdad, los ríos... A todo alcanza el inexorable movimiento curvo del tiempo.

16 comentarios:

Ginebra dijo...

QUEILES, como disfruto leyéndote. En verdad que pienso en muchas ocasiones las cosas que tú luego dices... Te entiendo como si te conociera de hace mucho. Nuestras vidas pasan y las pocas cosas que nos pasan o lo poco relevantes que puedan parecer, son el tiempo de vivir. Es como un escenario de teatro, a veces tienes el papel protagonista (te suceden importantes acontecimientos9 y otras desapareces del escenario y nadie, NADIE ABSOLUTAMENTE NOTA QUE YA NO ESTÁS. pensabas que eras, de alguna forma importante, pero No. No somos imprescindibles. Todo fluye, nada permanece como dijo Heráclito de Éfeso.
p.d. viene a colación de lo anterior y lo quería comentar: Me gusta mucho el mensaje que tienes en tu sidebar "SIN TÍ NO ERES NADA".... Pués va siendo hora de pensar sólo en mí... que me tengo muy abandonada.
Besos.

Sara dijo...

Como me gusta tu entrada de hoy...genial Queiles, genial, breve texto pero que lo dice todo... acompañado de una foto preciosa donde las haya.
Hace unos días también comentaba con otro amigo de la blogosfera sobre el tiempo y...claro! es imposible definir el tiempo, imposible y eso a veces nos pone nerviositos porque a veces como tú dices todo fluye demasiado deprisa, claro que según como se mire...otras demasiado lento.Ayyyy el tiempo, el tiempo...
un abrazote grande

María dijo...

Hola, cuando puedas, me gustaría que te pasaras por mi blog, para recoger el regalo de un premio, que yo te ofrezco.

Un beso.

María dijo...

Aquí estoy de nuevo, porque antes, no pude leer tu escrito, para lo cual, como lo acabo de hacer ahora paso a comentar, no sin darte antes las gracias, por haber recogido el regalo del premio que yo te he ofrecido y que bien te lo mereces. Muchas gracias.

Y es que nada queda quieto, todo fluye, todo pasa, el tiempo no se detiene, no hay vuelta de hoja atrás, los días siguen su curso, es como un viaje, en el cual, desde que nacemos estamos rodando sin parar, pero es mejor que no se detenga ese viaje del tiempo porque el día que lo haga, ya habremos llegado a su destino, a su final.

Saludos.

Eterna dijo...

A todos y a todo le afecta el tiempo, inexorable.
Sin embargo, a veces casi parece que conseguimos pararlo. A veces parece que conseguimos apropiarnos de él, y que en el recuerdo...nunca pasa.

Nome Digas dijo...

Ya he pasado en varias ocasiones a leerte. Me gusta el aire que introduces en tu blog. Cuenta con mis visitas frecuentes.
Un saludo

Pequeña Ainhoa dijo...

no queria irme a dormir sin saludarte y desearte una buena noche se que estaras por aqui un ratito más.
Un beso hasta el cielo.
Loly, la mamá de Ainhoa.
Hoy tocaba saludo.

Patricia dijo...

Precioso escrito como siempre, colmado de reflexión, me ha encantado. Y la fotografía que acompaña tus letras, maravillosa...Perfecto dúo, como suelo decir.

Dejo mis saludos.

Un abrazo.

Camille Stein dijo...

el tiempo gotea continuo

y crea los ríos

a veces parece que lo domamos, que nosostros ponemos el ritmo

que se para...

pero es sólo ilusión, bendita ilusión


un abrazo

Kate dijo...

Qué bonito texto! Todos andamos preocupados por el paso del tiempo.. ayer mismo lo hablaba con una amiga que cumplía 35 años, y decía que se le habían pasado muy rápido, y que con otros 35 más ya estaría en los 70... No te puedes parar en eso, en lo inevitable... Disfrutar cada día a muerte eso sí... Y disfrutar de todo lo bueno que nos vamos encontrando... Un saludo!

Laiya dijo...

Precioso lo que escribiste, volvere por tu pequeño rincon,

Queiles dijo...

El tiempo que tiene multitud de formas y colores, diversidad de tactos y de velocidades, el tiempo que abrazamos y se nos escurre entre los dedos, el que saboremos como único, el que nos nutre, el que nos une, el que nos hace inmortales.

El tiempo que ahora compartimos y nos hace estrechar lazos

Bienvenidas Eterna y laiya.Tambien para vosotras dispondré al menos una silla para que entreis y descanseis un rato.

Besos sinceros Para Sara,Maria, No me digas,Ginebra,Patricia, Camille, Kate y Pequeña Ainhoa/Gran Loly, para ella van hasta el cielo.

carola. dijo...

Pues para qué repetir lo que bien te ha dicho GINEBRA?. QUe me encanta leerte, que tienes razón y que voy a ocuparme más de mí, que también me tengo abandonada (y empiezo por disfrutar leyéndote).
Besos.

KAT dijo...

Ultimamente el tiempo a mí se me va de las manos...fluye y fluye sin parar...,como ese rio..
que bonita esta foto, me encanta. me gusta tu blog
besos

Vivian dijo...

Hola Queiles!
Ahora, después de leer tu texto, me quedo más tranquila. Tantas veces me digo lo mismo, y tantas veces estoy en la misma; mirando cómo no pasa nada en mis historietas. Mi madre no me entiende cuando le digo al final de la noche…¡Otro día perdido!
En Cuba dicen…”Otro día y no se ha vendido una escoba” jaja. (No sé a quién se le ocurrió que “vender escobas” era sinónimo de algo provechoso, seguramente a algún fabricante)
Un beso.

Queiles dijo...

Jaja Vivian, por acá tambien se dice lo de vender escobas. Cada uno habla de sus intereses, el que esto dijo debia ser escobero.